jueves, noviembre 06, 2008

727. no me quejo del destino

Esta es la última avería de mi automóvil, parece que se soltó alguna manguera del sistema de enfríamiento. El mismo día (ayer) murió mi computador y me robaron el asiento de la bicicleta. Creo que lo hice con mis nervios, por eso no me quejo del destino. Además, ya hablé con el mecánico, instalé un nuevo asiento y arreglé el computador (aunque perdí el outlook: tal vez sea tiempo de cambiarme a macintosh).

7 comentarios:

nadie dijo...

ah! yo vi ese auto estacionado todo el día!
en marzo de este año me robaron mi laptop y mi cámara e fotos, algo inimaginable para mi y que resultó menos dramático de lo que pensaba, no sé si sirve de algo

Malayo dijo...

¿lo hiciste con tus nervios también? si es así, no te quejes del destino ;)

Anónimo dijo...

cómprate un mac.
por la manzanita.

cambia el auto.
dáselo de juguete a un niño/a.

Anónimo dijo...

a mi me robaron la virginidad.

el ladron dijo que me queria.

y queria a otras

...

Anónimo dijo...

y quién se roba un asiento de bicleta (porque es como robarle la tapa a una olla, o como robarse sólo un zapato, o como comprar tintas recargables, o como tantas cosas que no se explican...)

Anónimo dijo...

el que me robo la virginidad
será castigado por mentiroso?

Anónimo dijo...

La virginidad no se roba. O sí?