martes, junio 05, 2007

413. historias caníbales: felix malacalafara

El padre Charles, profesor del colegio San Ignacio en los años 30 o 40, contaba la siguiente historia, que me fue referida por un ex alumno suyo:

sirviendo en el Congo a comienzos del siglo XX, logró convertir al cristianismo al hijo del jefe de una poderosa tribu local. Su nombre era Felix Malacalafara. Como se trataba del ingreso de su hijo a una prestigiosa institución blanca (la Compañía de Jesús), el jefe decidió celebrarlo con un festín donde se comerían a 60 prisioneros. El padre Charles no cuenta el desenlace, pero esperamos que haya podido impedir el asado.

22 comentarios:

nadie dijo...

¿por qué un sujeto en el congo se llama Felix?

aun aqui.... dijo...

Sera la Francofilia....

yo decía no más dijo...

mmmm... puede ser por la misma razón que en Chile hay sujetos de nombre Axel, Stephanie, Denisse, Daisy, Brad, Byron, Johnatan, Cristopher, Jean, Paul, y sus apellidos Soto, Muñoz, González o Pérez.

y yo creo sí se comieron a los prisioneros, sólo que al cura le exigieron silencio, total lo tenían plenamente identificado. Ser canìbal, pero no tonto!

Malayo dijo...

no sé la razón, pero puede deberse a que cuando se convertían se bautizaban y tomaban nombres cristianos.

Cristina Chain/ Huir dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

no creo que la anonima se haya reido de nadie, simplemente constato que en un país con apellidos españoles se insiste en poner nombres en inglés, igual como en esa tribu africana se poní un nombre español, que era la respuesta al comentario español...yo creo que de repente como que le poní mushooo cristina, no sé, yo opino...

nadie dijo...

yo creo que malayo tiene razón

Cristina Chain/ Huir dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

Cristina si no tienes humor ¿Qué haces en este tipo de cosas?
O bueno a lo mejor tienes el clásico "humor inteligente", "irónico" por favor...
Nada de más mal gusto que llamarse Jean Paul Muñoz (seguro que hasta él le da lata su nombre), enfermo de meteco y pa que, por qué no Juan Pablo, de mal gusto flaite, rasca.
Malayo, tu blog está cada vez más fome, desde que se mete gente inteligente a opinar.
Respecto al canibalismo, que se coman a Chain, es una verdadera lata, debe ser indigesta.

Cristina Chain/ Huir dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
nadie dijo...

estaba pensando que eso del canibalismo es bien perturbador brrrrrr....

yo decía no más dijo...

Me parece que la tal Cristina en la vida real trabaja redactando los comentarios políticos de la Alianza. Con esos fundamentos tan ácidos, exagerados y distorsionados en relación a los acontecimientos.

Cristina, tu autorreferencia, que leas entre líneas, que entiendas lo que nadie ha dicho y que tu opinión es más importante y verdadera que la del resto, eso sí es coartar la libertar individual de cualquiera que entra a este blog del ilustrado Julio.

Cristina Chain/ Huir dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

a mi me resultan muy graciosos esos nombres que no tienen nada que ver con el orígen del apellido, como un Washington Perez o un Johnatan Gómez... y la Cristina Chain es igual que una Jessica Gómez, son nombres que son de un mal gusto atroz pero al mismo tiempo suenan de lo más pintoresco.

Cristina Chain/ Huir dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

yo conci a un cabro que se llamaba Williamson Balfour Quispe

Anónimo dijo...

jajajajjaajjjjajajjjjj

me encanta!

Cristina Chain/ Huir dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Cristina Chain/ Huir dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Anónimo dijo...

a mí me gustan las caníbales que me comen la corneta

Anónimo dijo...

ese era un Jean Paul Pérez, un rasca. Qué mal gusto. No como nosotros, qué atroz la rotada, galla.

Cristina Chain/ Huir dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.